HABITACIÓN ROCOCÓ

 El blanco evoca pureza, sencillez y elegancia. Con él los espacios se vuelven más nítidos y luminosos, adquieren un tono más fresco, más delicado. Pura versatilidad, el blanco puede ser la clave en una decoración rococó o el aura de sofisticación que reviste al interior clásico. Habitación en madera maciza pintada en blanco patinada en plata y detalles en malva de las mesitas de noche de dos patas para adosar a la pared años 30, mesita tocador a juego con la cama. medidas cama 160cm.

REF: 126 // Stock: Disponible

2.295 €

IVA incluído